Entrevista a Mariano Muniesa, autor de la biografía de Barón Rojo: “Carlos y Armando de Castro han roto relaciones conmigo”

Mariano Muniesa

El periodista Mariano Muniesa se encontraba en Barcelona por la festividad de Sant Jordi, que conmemora el Día del Libro, y aprovechamos para hablar con él precisamente de literatura. Últimamente está muy prolífico escribiendo biografías y libros sobre el rock (podéis leer reseñas de varias aquí), lo que compagina con su programa de radio, Rock Star (podéis escucharlo en www.mariskalrock.com todos martes y jueves de 17h00 a 19h00) y la edición de la revista La Heavy de www.mariskalrock.com, continuación de la mítica Heavy Rock. No podíamos dejar escapar la ocasión de hablar con él. Centramos la entrevista en su libro recién reeditado y actualizado Barón Rojo: La leyenda del Heavy Metal español, que en ese momento era el que tenía entre manos nuestro reportero, aunque también hablamos de sus demás obras recientes.

Como la entrevista quedó muy larga, hemos seleccionado lo más relevante para www.elladooscurodelaluna.com, y partiéndola en dos (aquí tenéis la parte 1 y la parte 2). Podéis leer la entrevista íntegra a continuación.

Pregunta. Bueno, en un principio esta entrevista iba a ser sobre el libro de BARÓN ROJO, ¡pero últimamente estás muy prolífico! Voy a preguntarte por más cosas…

Mariano. (se ríe) Claro, claro, lo que quieras. Ya sabes que no hay problema.

marianomuniesaP. ¿Cuánto te ha llevado escribir esta biografía de BARÓN?

M. Bueno, hay que tener en cuenta primero que este libro es realmente una reedición, una segunda edición del libro que ya publiqué en 2010, sólo que actualizada y con un tratamiento diferente, porque las fotos que se han incluido son en color, ha crecido más en cuanto a contenido y diseño… así que es una segunda edición actualizada.

Y en su día lo que fue redactarlo me llevó muy poco tiempo. Ya por la costumbre tiendo a escribir con velocidad. Creo recordar que fueron tres semanas o un mes. Sin embargo fue mucho más arduo el proceso anterior, porque, lo he contado alguna vez, la primera idea de este libro es que hubiera sido una biografía oficial, y para ello había que contar lógicamente con BARÓN ROJO. Pero no solamente con parte de BARÓN ROJO, yo quería tener a los cuatro miembros originales, que son los que yo considero que realmente le han dado carta de naturaleza al grupo y son BARÓN ROJO. Entonces, ante la mala relación que existe entre ellos, el desacuerdo que había por ambas partes, la falta de decisión sobre todo por parte de Carlos y Armando de Castro, que daban largas de forma indefinida, nunca se acababa de  llegar a una conclusión y entonces el libro tardó mucho en hacerse. De hecho es un libro que iba a publicarse antes de la reunión, y que afortunadamente nos vino bien a todos tanta espera, porque salió justo a final de la gira de 2010, de reunión por los 30 años.

P. Creo que a este libro le has puesto un empeño especial, al tratarse de uno de tus grupos favoritos. Pero además, hay un trabajo de documentación muy grande, más que en otros trabajos tuyos, me parece.

M. Hombre, es que yo me tomé como una responsabilidad muy importante hacer la primera biografía en castellano de BARÓN ROJO. No había ninguna antes, con lo cual yo ya era consciente de que ese libro ya es una referencia para todos los que se escriban después sobre el grupo. Siempre trato de ser responsable cuando escribo, pero en el caso de BARÓN veía que tenía una responsabilidad añadida. Entonces por ese lado lo quise trabajar mucho.

Por otro lado, era un libro que aunque me hubiese gustado que hubiera podido ser una biografía oficial, y que hubiera contado con el beneplácito de los cuatro, en cualquier caso me hacía mucha ilusión hacerla. ¿Por qué? Porque BARÓN ROJO fue un grupo que marcó profundamente mis inicios en la música. Fue de los primeros, por no decir el primero, de Rock y Heavy en castellano que yo empecé a escuchar. Más de Heavy, porque de Rock, sí que había escuchado a ASFALTO, pero ASFALTO no son una banda de Heavy Metal. También Miguel Ríos… pero BARÓN ROJO  es el primero que hace Rock Duro. Y Rock Duro cantado en castellano, y que cantan de una manera tremenda. Yo tengo clavado en la memoria el primer día que escuché en la Emisión Pirata el Con Botas Sucias. Esa voz, ese mensaje duro, agresivo, sentido… ¡porque BARÓN ROJO cantaban con rabia esas canciones! ¡Me impresionó muchísimo! Entonces es un grupo al que siempre he tenido especial devoción.

Y por otra parte, al ser un grupo de Heavy Metal, tú sabes perfectamente que el Heavy ha tendido a estar muy poco considerado en la prensa musical generalista. Entonces para mí era muy importante que el libro reflejase que BARÓN ROJO  no era simplemente un grupo  de cuatro desesperados haciendo ruido. Había un mensaje detrás que era fruto de una circunstancia social e histórica, y creo que eso era muy importante reflejarlo también.

Pues por todo este tipo de circunstancias, sí que procuré documentarme mucho y sobre todo enfocarlo de manera que se pudiera ver a BARÓN ROJO  como la consecuencia de un proceso mucho más amplio que el cultural.

Me tomé como una gran responsabilidad hacer la primera biografía de Barón Rojo. Ya es una referencia para todas las que se escriban después

P. Hay muchas entrevistas, muchas declaraciones de ellos, de Mariskal Romero, que tendrías de primerísima mano… Incluso de alguno, como es el caso de Mariskal, eres amigo. A la hora de contar esta historia, ¿es difícil ser fan, seguidor del grupo y escritor y periodista?

M. Hombre, vamos a ver. Es verdad que Mariskal y yo somos amigos desde hace muchos años, y además últimamente nuestra amistad se ha hecho mucho más estrecha por el hecho de que compartimos un proyecto editorial juntos, que es la revista La Heavy. Pero en aquel momento, te estoy hablando del año 2009, que es cuando yo tuve mis conversaciones con Mariskal, no trabajábamos juntos, éramos amigos pero no había esa relación tan estrecha. Y ahí, hombre, él está contando su visión, su historia de lo que fue, y yo ahí no he puesto ni he quitado ni una coma, y en ese sentido no es difícil. Al revés.  Lógicamente hay una confianza de fondo. Si acaso en lo de no cambiar una coma me refiero a que he dejado el relato tal cual, porque Mariskal es un torrente: empieza a hablar, y a hablar, y a hablar, y yo tengo que resumir. Pero él tiene un recuerdo sobre todo maravilloso de los primeros años del BARÓN. Los dos primeros discos, los viajes a Inglaterra… Hasta el Metalmorfosis (1983), él vive el sueño de BARÓN, se mete en la historia totalmente, pelea por conseguirles actuaciones, les hace de manager sin serlo. A partir de este disco la cosa va cambiando y él va explicando un poco su proceso de alejamiento y de final de su relación con BARÓN ROJO. Pero fue muy agradable hablar con él; me dio muchísimos datos y creo que su testimonio es uno de los más enriquecedores del libro.

P. ¿Y con el resto, con los Barones? No sé si te une amistad a alguno de ellos… Quizás con Sherpa, que al menos me parece que es al que más cariño profesas…

M. Sí, sí. Vamos a ver. Cuando yo veía a BARÓN ROJO en directo, el líder del grupo, digamos, era Sherpa. Era el cantante, el bajista, un tío que se movía muy bien en directo… Y hay una cosa muy curiosa: Sherpa es el único de ellos que no venía del mundo del rock. Sherpa, ya sabes, era un cantautor, que incluso hizo canción melódica, que venía de un grupo de rock sinfónico como los MÓDULOS, y aunque él siempre dijo que el heavy y el rock le gustaba, nunca se había visto intentando triunfar en la música dentro de ese esquema. Por circunstancias se encuentra con ello, y sin embargo llega  a ser el más heavy de los cuatro. ¿Por qué? Porque dice “joder, esto funciona así, pues voy a meterme en ello a saco”. Y eso se veía, se notaba que había un liderazgo por lo menos en escena, y entonces yo era al que veía como líder de la banda. Y, luego, cuando le conocí, también vi que era el más abierto de carácter de ellos, el que daba más confianza, y al cabo de los años pues sí que ha habido una amistad. Pero hay una cosa: yo siempre quise que el libro fuera una cosa de los cuatro. Si hacíamos una biografía oficial, que fuera de los miembros originales. Al no ser posible, pues ahí hubo dos posturas: Una la de Sherpa y Hermes, que me dijeron que no tenían ningún problema en colaborar conmigo, que les preguntara lo que quisiera, y de hecho así lo hice; Carlos de Castro me dijo que, bueno, que si yo tenía dudas sobre algunos aspectos determinados le preguntara, que no habría problema; y Armando de Castro fue el único que abiertamente se negó a colaborar. Después de mucho tiempo me dijo “mira, te voy a decir la verdad: no me gusta que se haga este libro, no me parece buena idea”. Y además me dijo en concreto, cosa que le agradecí la sinceridad “no me parece buena idea que lo hagas tú, y no quiero saber nada de este asunto”. Por eso es el único músico de BARÓN ROJO que no figura en agradecimientos, porque quiso deliberadamente desvincularse por completo de la historia. Algunas declaraciones que hay de Armando son literales cogidas de otros medios, pero nunca de él hecha a mí.

512iOQlsPlLP. Con lo suyos que son los hermanos de Castro, que parecen que son personas un poco difíciles, ¿te ha costado algún disgusto con ellos? Porque en algunos episodios, como el de Nicko del Hierro o la reunión, no quedan en muy buen lugar, que digamos.

M. Sí, pero no por eso. Te voy a contar. Ahora mismo, Carlos y Armando de Castro y yo no nos hablamos. Han roto relaciones conmigo. Y te voy a explicar por qué. Cuando se publica el libro, hay mucha gente que escribe en el foro de la página web de Armando de Castro, en el que él participa y contesta habitualmente, que más que un foro es una sección que se llama “Armando responde”, la gente le pregunta y él responde. Entonces había gente que le preguntó que por qué no aparecía en los agradecimientos del libro. Y entonces dijo parte de la verdad: “Pues porque yo no he querido participar en ese libro porque no me parecía buena idea que se hiciera. Y no quise participar porque nunca se quiso contar nunca con el grupo para hacerlo, y porque además el autor se negaba a que el grupo participara en los beneficios del libro”. ESO ES MENTIRA PODRIDA, y me gustaría que lo pusieras en mayúsculas, si es posible. De hecho yo le mandé un mail personal a Armando de Castro que se llama “Refresca la memoria”. Le dije “Mira, tú eres perfectamente consciente, porque tu manager, Kike, te lo ha dicho, que durante dos años hubo propuestas de todo tipo para que intentaseis participar del libro. Se os ofreció un royalties sobre ventas; Quarentena ofreció, si no estaban de acuerdo con eso, hasta una cantidad en metálico por participar en el libro; se ofreció algún tipo de presentación conjunta, incluso hacer un disco con las sobras del BARÓN”. Se ofrecieron todas las alternativas imaginables. Y Armando de Castro ni decía que sí, ni decía que no. Daba largas, daba largas, daba largas. Hasta que me dijo al final que no quería. Entonces le dije “Armando, es mentira que yo no quería que el grupo participase. Todo lo contrario. El libro ha tardado en salir años por culpa de que vosotros no habéis querido decir nada. Segundo: “desde Quarentena Ediciones a tu manager Kike le ofrecieron todas las alternativas posibles para que participarais del éxito del libro, si lo tenía”. Entonces eso parece ser que le molestó mucho, y a partir de ahí ha roto relaciones conmigo. Y claro, Carlos y Armando son una misma cosa, son como dos hermanos siameses: no puedes estar enfadado con uno y a bien con otro. Si te enfadas con uno, el otro se enfada también. Y entonces ahora sé que no quieren saber nada de mí. Es una lástima, una pena. Pero te digo una cosa: yo estoy contando esto públicamente porque en su día no quise comenzar una guerra por internet con Armando de Castro. Pero, claro, cuando me preguntan tengo que decir la verdad.

P. La historia de BARÓN, ¿es una historia alegre o una historia triste?

M. Yo siempre lo digo: es la historia de un sueño maravilloso que pudo haber sido más maravilloso aún. Es decir, BARÓN ROJO es el sueño hecho realidad de cualquier músico de heavy español. Tú piensa en toda esta gente de BARÓN, de COZ, de ASFALTO, de ÑU… todos los músicos del rock urbano español de los años 70 estuvieron en esa época sin una compañía de discos, haciendo giras en furgonetas que se caían, jugándose la vida en las carreteras, luchando además por defender un tipo de música que no era conocida, no era difundida, no era apreciada… ¡Había pueblos donde los despedían a pedradas! Y de pronto, después de malvivir durante muchos años de la música, les llega esa oportunidad. Y llegan a lo más grande en España, en América y en Inglaterra. Consiguen ser el grupo que hace realidad ese sueño. Pero es que si hubieran tenido detrás, lo he pensado siempre, por un lado, un manager que hubiera sabido canalizar la fuerza creativa de los cuatro, que hubiera entendido a cada uno, que hubiera puesto a cada uno en su sitio en un momento determinado, y que les hubiera dicho “vamos a ver, ninguno de vosotros por separado va a poder hacer lo que hace BARÓN ROJO como conjunto. Entonces, vamos a trabajar juntos”, el BARÓN podría haber ido mucho más arriba. Y sobre todo, aunque me consta que Chapa y Zafiro hicieron por BARÓN ROJO todo lo que pudieron, posiblemente la industria del disco española no estaba preparada para un fenómeno así. Y entonces, llegado el momento, no apostó por ellos lo suficiente. Con lo cual, y todo esto lo cuento en el libro, Zafiro se niega a pagar la financiación del disco Barón Al Rojo Vivo en Japón, lo cual hubiese significado una proyección internacional para el grupo fantástica; se niega a pagar un dinero a los managers de AC/DC para que BARÓN ROJO les acompañe en una gira americana tres meses; y sobre todo llega un momento que cuando ven que ya no va a haber proyección internacional y que han tocado techo literalmente, el grupo comienza a desmotivarse, entra en una dinámica creativa que ya no es la de antes… de hecho en el libro se explica este proceso de desmoronamiento.

P. ¿Es BARÓN ROJO la banda más grande del rock y heavy metal español?

M. (no duda) Sí, yo te diría que sí. Y aquí me mojo: Es verdad que ha habido grupos, por ejemplo MÄGO DE OZ o SKA-P, que hoy por hoy hacen giras por Estados Unidos, América y Europa mucho más grandes que las que hizo el BARÓN. De acuerdo. Pero los tiempos son otros, las circunstancias son otras. Lo que consiguió BARÓN ROJO sin internet, siendo un grupo español que cantaba en castellano (que entonces, en Inglaterra, se veía a España como poco menos que una prolongación de África en Europa)… ¡lo que ellos consiguieron fue un auténtico triunfo! ¡Fue una hazaña! Lo de MÄGO, lo de SKA-P, lo de otros grupos fue una hazaña también, pero les ha venido más fácil, ha sido más sobrevenido. Si BARÓN ROJO no hubiera conseguido lo que consiguió en aquel momento, para estos grupos hubiera sido mucho más difícil. Por eso yo pongo mucho más en valor lo que el BARÓN  consiguió en los 80.

P. ¿Y quienes dirías que son los que se quedan más cerca, los que siguen a BARÓN en el “pódium”?

M. Pues un poco estos que te digo. Si hablamos de lo que ha sido su proyección internacional, yo te diría HÉROES DEL SILENCIO y SKA-P. Musicalmente no tienen nada que ver, que a veces cuando digo esto la gente lo malinterpreta. Pero como grupos de rock español, pop rock si quieres, que hayan tenido una repercusión parecida y que hayan llegado a estos niveles, esos dos. Y después, dentro de lo que es más el rock duro, sí que señalaría más a MÄGO DE OZ. Sobre todo por lo que han significado en América Latina. Creo que MÄGO DE OZ ha sido el grupo que ha recogido el testigo de BARÓN ROJO en cuanto a naturaleza de gran grupo español en países como Colombia, Venezuela, Ecuador y México.

La reunión nace viciada desde el principio, no hay una voluntad real de reconstruir al grupo, sobre todo los hermanos. Ni quisieron hacer un disco

P. ¿Qué pensaste al enterarte que iba a haber dos formaciones distintas de BARÓN ROJO, la original y la del S. XXI, funcionando al mismo tiempo?

M. Hombre, me pareció una incoherencia. Una incoherencia y una falta de respeto por parte de los hermanos de Castro a los dos. Es decir, el que de pronto estando con Hermes y Sherpa dijeras “somos los Barones originales y costamos una pasta. Por menos, te llevamos la otra formación” era una falta de respeto hacia ellos; y por otro lado, a los otros dos era para pensar “o sea que nosotros estamos aquí de reserva, esperando en el banquillo que no paguen por los otros para tocar nosotros”. Me pareció una idea muy poco acertada.

P. Es increíble que Sherpa y Hermes actuaran con BARÓN como músicos a sueldo. No sabía muchos de todos estos detalles que se cuentan en el libro, y me sorprendió que la reunión fuera algo tan…

M. Fría.

P. Sí, y tan fea. Tan “todo por la pasta”, porque habían perdido un juicio con un bajista anterior y necesitaban el dinero. ¡Fue muy feo todo!

M. Pues sí. Y por desgracia así fue la historia. Es que nunca se planteó una idea de reunión, aunque al principio nos vendieron que sí. Hicieron entrevistas muy conciliadoras, y yo creo que todos nos lo llegamos a creer, o quisimos creerlo, ¿no? Hombre, yo me conozco a mis clásicos, y me decía “para que esto funcione, tiene que haber mucho dinero detrás”. No lo había. Ahora, ¿qué ocurre? Lo que pasó ahí es que efectivamente se propone a Sherpa y Hermes hacer BARÓN ROJO otra vez, hacer la gira de 30º aniversario, pero claro, BARÓN ROJO era un grupo que solía funcionar como una sociedad con cuatro partes. Pero entonces lo que se pretende no es volver a hacer eso. Es decir “no, no, señores. BARÓN ROJO somos Carlos y Armando. Vosotros venís con nosotros de músicos a sueldo. Muy buen sueldo, porque para eso vamos a triplicar el caché, pero músicos alquilados”. Me imagino que en ese momento, año 2010, que estamos en plena crisis, a Sherpa y Hermes no les viene nada mal hacer unos cuantos bolos ganando mucho dinero, porque incluso Sherpa siempre se autofinancia sus discos, y eso pensó que le podría venir bien. Pero esa reunión ya nace viciada desde el principio: que es que no hay una voluntad real de reconstruir al grupo. Y además la prueba está en que no quieren hacer un disco, no quieren hacer canciones. Sobre todo los hermanos. Sherpa y Hermes sí que querían hacer un disco. O sea que Sherpa y Hermes en un momento dado sí que querían la reunión tal y como se podía imaginar, pero Carlos y Armando dicen que no, que esta es una gira para sacar pasta. Y por eso se transmite esa frialdad, pero ¡ojo! De la gira de reunión yo vi cuatro conciertos. Musicalmente a cual mejor, porque los cuatro son cuatro profesionales como pocos hay en el mundo del rock español e internacional. Tocan de maravilla y como profesionales son músicos que nunca te van a defraudar. Ahora, yo creo que todo el mundo notó que había una frialdad de fondo. Eran conciertos técnicamente perfectos pero no daban esa sensación de una banda unida, compenetrada, lo que ves en unos IRON MAIDEN, por ejemplo, o incluso lo que ves en OBUS, que ahí sí que se nota que con sus más y sus menos es una banda cohesionada. BARÓN no lo era y se notaba.

La industria del disco en España no se estaba preparada para un fenómeno así. No apostaron por ellos y, al ver que tocaban techo, comenzó el desmoronamiento

P. ¿Es inviable una nueva reunión?

M. ¡Depende de la pasta que necesiten! (risas) Vamos a ver, inviable, no, pero sí que lo veo ya mucho más difícil y por varias razones. La primera porque, incluso aún si se hubiera hecho en serio, la reunión BARÓN ROJO llegaba ya muy tarde. Habían pasado dos o tres generaciones que no los habían conocido. Ya era una cosa no de hermanos mayores, sino de padres. Incluso la gente que escuchaba heavy ya estaba en otra película, en otros estilos, y no fue el fulgor que hubiera tenido en otro momento. Segundo: el negocio de la música está como está. Si hasta los más grandes están teniendo dificultades económicas, pues a BARÓN ROJO, que ya han tenido esa segunda oportunidad quemada, una siguiente vuelta, conociéndose (porque la relación entre ellos realmente no ha mejorado) y que además fue una vuelta por dinero, pues sería una cosa como “bueno, otra vez”. Y luego porque como realmente tampoco han conseguido mucho dinero, salvaron los muebles y han mantenido la situación, pero no ha dado lo suficiente como para pensarse en serio lo de “aunque no pueda tenerte delante vamos a trabajar juntos porque esto funciona”. Entonces yo creo que sería muy, muy difícil que se volviera a dar.

Sin-título-1P. Volviendo un poco al tema de los libros y las biografías. ¿Es este un mercado en auge? Porque casi parece que se venden más libros que discos…

M. Bueno, decir que el mercado de los libros es un mercado en auge es muy aventurado. Está como todo, y todo se vende muy poco. Lo que ocurre es que en comparación, los libros sí que están en una situación, no voy a decir mejor, pero quizá más interesante comercialmente que el de los discos. ¿Por qué? Porque, vale que existe el libro electrónico, que te puedes descargar un libro… pero no existe una dinámica, o un problema tan grande a nivel editorial con la descarga o fotocopia de libros como ocurre con los discos. El libro todavía se compra. Y el libro de música especializado, el libro de rock, se vende poco, nunca son best sellers, no son libros que tengan grandes cifras de venta, pero se dirige a un nicho de mercado que es muy estable y muy fiel. Al menos puedes calcular cuánto puedes tirar porque sabes lo que va a vender. Entonces es un negocio en el que si no te vuelves loco, y más o menos ajustas las tiradas y ajustas los precios, te puedes mantener.

P. Pero ahora hay muchas biografías, y memorias…

M. Sí.

P. Por ejemplo la de Txus, de MÄGO DE OZ, en la que tú has colaborado recientemente. No creo que sea un tío que esté en edad de escribir sus memorias ahora mismo, pero entre deportistas, que suelen ser muy jóvenes, es muy común. Sergio Ramos acaba de publicar la suya, ¡y tiene 27 años! (lee la reseña de la autobiografía de Txus aquí)

M. Hombre, vamos a ver, Txus Di Fellatio ha tenido una vida corta, ¡pero larga!  No sé si lo has leído, pero es una historia bastante larga. Y además creo que hecha en un momento muy interesante porque yo creo Txus es consciente, y MÄGO DE OZ es consciente, que van a entrar en una etapa de su carrera nueva, que ya no va a ser la etapa del éxito masivo. Y esto Txus me lo ha dicho: el punto más alto de popularidad, de éxito, de convocatoria, de todo, de MÄGO DE OZ llega con Gaia II (2005). Gaia II es el culmen y a partir de ahí empieza a bajar. Por muchas razones, también por distensiones internas. Pero a partir de ahí digamos que se llega ya a un ciclo natural. Si tú te fijas, en España todos los grandes grupos, cuando llegan a lo más alto se mantienen una media de 4-5 años, tres discos, y a partir de ahí se produce un relevo. Le pasó a BARÓN ROJO; le pasó a LOS SUAVES; le pasó a BARRICADA; y le ha pasado a MÄGO DE OZ. Entonces él sabe que puede contar las memorias de MÄGO DE OZ de la época del gran éxito. A partir de ahora creo que lo que puede hacer MÄGO DE OZ es mantenerse con dignidad, pero sabiendo que su gran momento ha pasado.

Los libros están en una situación más interesante comercialmente que los discos porque todavía se compran. Y sus lectores son muy fieles y estables

P. ¿Cuál ha sido tu papel en este libro? ¿En qué consiste tu colaboración? Porque en autoría pone Txus Di Fellatio con la colaboración de Mariano Muniesa.

M. Es una cosa que ahora se hace mucho en Inglaterra y Estados Unidos. Los músicos muchas veces no son escritores. No saben escribir o no tienen hábito de escribir. Entonces cogen a un periodista o un escritor, le cuentan toda su vida,  y ese periodista pone todo en orden y hace un libro. Que realmente lo ha escrito oralmente el protagonista de la biografía, pero quien lo ha redactado es un escritor. Esa fórmula funciona muy bien, y aquí la hemos ensayado con Txus y conmigo, y, bueno, de momento en Quarentena están contentos.

A mí me ha gustado mucho hacerlo. Primero, porque Txus y yo somos amigos de hace muchos años. Pero vamos, de cuando MÄGO DE OZ hacían maquetas, ¡de antes del primer disco (n.d.r. Mägo de Oz (1994))!. Y hemos tenido una amistad que, a pesar de que Txus es una persona con un carácter difícil, y él lo sabe y lo reconoce, él y yo como amigos nunca hemos tenido una trifulca. Nunca hemos tenido una bronca, jamás hemos tenido una pelea… De hecho hay una cosa que siempre diré: En un momento determinado en el cual yo pasé un trance personal muy difícil, Txus fue de esos amigos que son como los cinco dedos de una mano, que estuvo ahí y que me ayudó. Que me ayudó a salir de ese trance de una forma que siempre le agradeceré y que aún le debo pagar. Con lo cual entre los dos hay una confianza enorme, y entonces hacer el libro ha sido muy fácil. Porque con esa confianza, él ha hablado conmigo desnudando más cosas que a lo mejor no hubiera hecho con otro escritor.

mago-de-ozP. Pues a mí me ha parecido que se ha quedado a medias de contar cosas. Y no lo digo por lo que ha dicho él en las entrevistas, que no ha contado con quién se ha acostado ni las drogas que ha tomado. Muchas veces decía “podría contar, pero no cuento”.

M. Es que ocurre una cosa. Ahora se ha separado otra vez, pero cuando hicimos ese libro, Txus estaba casado. Y hay cosas que un hombre casado no debe contar. Y el resto de los MÄGO DE OZ están casados, tienen familia e hijos. Y ocurre lo mismo: hay cosas que no se deben contar.

P. Pero no me refiero a eso. Por ejemplo, creo que la relación con José Andrëa podía haber contado mucho más…

M. ¿Te parece poco? (risas) Ha pegado una rajada de José Andrëa tremenda, y de Emilio Ortiz ni te cuento.

P. Es la sensación que me da…

M. Hombre, ¿Que lo podría haber adornado más? Puede ser. Pero también hay una cosa, que aunque a lo mejor esto resulte contraproducente, él y yo estábamos de acuerdo en no hacer un libro de memorias amarillas, es decir, no hacer Los trapos sucios, de MÖTLEY CRÜE. Sino procurar que la historia fuera veraz, fuera amena, pero sin caer en la exageración gratuita. Yo he ido de gira con MÄGO DE OZ, y lo que se cuenta en el libro es verdad. La vida privada de un músico es como la vida privada de cualquiera. Tiene derecho a que se respete cierta parte de su intimidad. Otra cosa es que él la quiera poner a descubierto. Pero bueno, hay cosas que no han querido contar, pues bueno, yo lo respeto.

P. Por cierto, me acabo de acordar. No sé si era una ironía o una fantasmada. Pero yo soy de Zaragoza, y sé que el tranvía, que es nuevo, tiene una parada que es Mago de Oz. Y en el libro, con toda jeta, ha puesto Txus que es una parada que le dedicaron la empresa constructora del tranvía. Pero es que fue una campaña del Ayuntamiento de Zaragoza del año 2004, que puso nombres de películas a las calles de esa zona residencial nueva, que es Valdespartera…

M. (se ríe) ¿En serio?

P. Te lo juro.

M. ¡Pues no lo sabía! Se lo voy a decir. Oye, ¡te has sobrado, tú!

P. Pero que es verdad, no sé de dónde lo ha sacado, si se lo dijo alguien y se lo creyó…

M. Me lo dijo él, me lo dijo él. Que justo cuando fuimos a hacer un concierto, la gente del metro nos puso la parada. Que lo habían puesto ese día como para festejar que MÄGO DE OZ iban a tocar allí.

P. Pues todas las calles que hay alrededor de la calle Mago de Oz en Zaragoza son la calle Isla del tesoro, calle Regreso al futuro… son nombres algo cutres, pero ¡es así!

M. (sigue riéndose) Pues es como te digo. La gente de Zaragoza nos dedicó una estación de metro porque tocábamos allí

P. Pues puede que sea también por ellos, pero…

M. No, Txus es así. Tienes que tomarlo o dejarlo. Es así. (risas)

magodeoz

P. Y, ¿cómo ha sido también trabajar con alguien con tanta personalidad como Txus? Conducirle, corregirle…

M. Hombre, ha sido fácil por esto que te he dicho, porque él tenía mucha confianza en mí. De hecho, el texto, él prácticamente ni lo ha revisado. Sí que se ha ocupado mucho de que las fotos estuvieran bien colocadas, que tuvieran bien sus pies, pero lo que es el texto en sí no me ha pedido revisarlo antes. Tenía una confianza en mí muy grande, porque también yo a lo largo de los años le he demostrado que sé guardar las confidencias, que puede tener confianza conmigo. Entonces ha sido muy fácil. Él normalmente se venía a mi casa por la mañana, preparábamos un café y estábamos ahí charlando, me iba contando, yo le iba resumiendo, explicando y tal, y en ese aspecto ha sido muy sencillo. Nos hemos reído mucho recordando anécdotas. Ha sido un trabajo placentero de hacer, porque es un amigo que te está contando su vida. Entonces, se sobrelleva muy bien.

redimensionarP. Ahora tienes la biografía de RAMMSTEIN recién publicada lee una reseña aquí). ¿Nos cuentas algo de ella?

M. ¡Sí! Rammstein: Sexo, sangre, metal y furia es una biografía que me encargó la editorial. No ha sido una idea mía, sino de Quarentena Ediciones. Venían a tocar y era un libro que podía funcionar bien en esta época del año por los conciertos. Esto es una cosa que últimamente le estoy cogiendo cierto gusto, que es lo de escribir por encargo. Que es Oye, ¿te atreves con esto? Venga, sí. Porque si yo propongo la idea de hacer un libro tengo mucho trabajado de antes, ya conozco las fuentes a las que me tengo que dirigir. Y lo hago con mucha ilusión, pero es un trabajo que me sorprende menos. En cambio, meterme con RAMMSTEIN, que es un grupo al que conocía, pero no lo suficiente como para hacer un libro, me ha llevado a hacer un poco de arqueólogo, de historiador, a buscar cosas. Entonces, esta labor de arqueólogo, de buscar, coger un libro en Francia y que me lo traduzcan, ir a páginas web, ver vídeos, documentales… todo ese trabajo de ir construyendo poco a poco una historia en la que yo no tenía especial interés, pero que luego, según la conoces, te va enganchando y te va enganchando, me ha resultado fascinante.

Iron Maiden en España portadaP. ¡Y ahora tienes uno de IRON MAIDEN entre manos! (toda la información de este libro en esta noticia)

M. Sí, lo tengo terminado ya. Esto es una serie que hace Quarentena Ediciones que está dedicada a glosar los conciertos, la presencia, la huella de determinados artistas grandes en España. Empezamos con Rolling Stones en España, que lo hice yo también; hace un par de años se publicó Bruce Springsteen en España, de Jordi Bianciotto, y el tercer libro de la serie es este, Iron Maiden en España, que también se hace un poco porque viene a tocar al Sonisphere. Y además, sé que esto a los fans no les gusta que se diga, pero Steve Harris ha declarado que a IRON MAIDEN no les quedan muchas más giras. Porque él… ¡te voy a contar una anécdota! Harris es un tipo muy afable, muy extrovertido, para ser inglés es una persona muy simpática, y la última vez que le entrevisté le vi que estaba como más bajo de ánimo, y entonces le pregunté ¿Qué pasa? ¿Has tenido Jet Lag? ¿Has viajado mucho? Te noto más serio que de costumbre… Y entonces me dice No, estoy cabreado. Ayer mi médico me dijo que no puedo volver a jugar al fútbol. Ya he tenido dos lesiones de rodilla y, según él, ya no tengo edad para jugar, y si tengo una lesión de rodilla más durante la gira igual tengo que cancelarla… ¡joder, me estoy haciendo viejo! ¡No puedo jugar más al fútbol!. Y entonces siguió Es que una gira de IRON MAIDEN requiere un enorme esfuerzo físico. Nosotros no somos músicos de folk que nos sentamos en una banqueta. Y la edad ya pasa factura. Y tiempo después, en otra entrevista, le escuché decir Lo que no permitiré nunca es que IRON MAIDEN se arrastre por un escenario. El día que yo vea que el grupo no puede dar un tanto por ciento digno de la capacidad del grupo en directo, lo dejaremos. Por lo menos, las giras. Y le preguntaron Y eso, ¿cuándo puede pasar?, y él dijo Bueno, yo no veo a IRON MAIDEN funcionando más allá de unos cinco años. Con lo cual, no voy a decir que esta sea la última, pero puede ser de las últimas actuaciones de IRON MAIDEN en España. Así que puede ser un poco el libro que cierre el círculo, desde la primera actuación, del 82, hasta la última, de 2013.

P. Y, ¿alguno más pendiente?

M. Bueno, eso es lo que tengo enviado ya a la editorial para que lo saquen lo antes posible. Estaría muy bien que coincidiera, como la de RAMMSTEIN, con los conciertos de IRON MAIDEN en España. Lo próximo que estoy preparando son dos libros. Uno te voy a confesar que juega con lo del 50º aniversario, y es Los 50 grandes momentos de los 50 años de los Rolling Stones. Vamos a hacer la portada así con el 5, que quede un poco llamativa. No será una biografía al uso, no tendría sentido para eso ya han hecho la suya, escrita por ellos. Esto sería un poco recordar 50 momentos clave. Y algunos de ellos tienen que ver con ellos muy lejanamente. Por ejemplo, pongo como primero de todos Julio del año 48, que son todavía niños, que es cuando se edita la primera edición en single del Rolling Stone Blues, y ahí cuento cómo es la historia del Blues, y cómo el Blues llega a Inglaterra y a ellos les hace dedicarse a la música. Los ROLLING STONES nacen en el 48, con Muddy Waters, esa es la música que crea el grupo. Es una forma indirecta de ver la historia. Y el otro que estoy preparando, con un título todavía no definitivo, aunque podría ser ¿Saltaron o les empujaron?, y que podría ser una especie de investigación sobre las muertes conflictivas o escabrosas en el mundo del Rock. Suicidios, asesinatos… ¿qué pasó en realidad? Y dejar ahí interrogantes. Lo que ocurrió con Jim Morrison, la teoría conspirativa que hay sobre John Lennon, hay otra teoría muy escabrosa también sobre la muerte de Sid Vicius, que fue asesinado porque no pagaba a los traficantes y entonces le vendieron una dosis en mal estado a propósito… Hay una serie de puntos oscuros que pueden ser interesantes, para leer y para estudiar.

Le estoy cogiendo gusto a escribir por encargo. Haces de arqueólogo para crear una historia que te acaba enganchando

P. Y del Rock en Euskal Herria creo que tenías una pendiente…

M. Sí, pero ahí lo que ocurre es que no me termino de poner de acuerdo con la Editorial Quarentena en la fecha para publicarlo. Es un libro que trataría sobre todo lo que fue el gran fenómeno mediático sobre la persecución a los grupos de Rock en Euskadi sobre el pretexto de que eran filoetarras o filoterroristas. La movida que se montó con Fermín Muguruza primero, por el tema de Rodriguez Galindo, luego con SOZIEDAD ALKOHOLIKA, con SU TA GAR… Pero sobre todo este libro tiene una intención: Se hizo una gran bola con todo lo que ocurrió, se habló y se dijo mucho, pero al final, salvo en el caso de Fermín Muguruza, que luego fue recurrida ante el Supremo y ganó, no hubo ni una sola sentencia condenatoria. S.A. fueron absueltos, SU TA GAR fueron absueltos, BERRI TXARRAK fueron absueltos… ¡y nadie dijo ni una palabra! O sea, el prejuicio moral, e incluso económico, que se ha causado ha sido enorme, y sin embargo no se les ha repuesto de ninguna forma. Y entonces la idea del libro es decir que hay que ser más cuidadoso con lo que se dice, y hay que ser más cuidadoso en la forma de hacer política. Tú no puedes hacer política, montando una campaña electoral o mediática, sabiendo que estás destrozándole la carrera a un músico. Hay que tener cuidado con eso. Entonces esa es un poco la idea del libro.

P. Hace poco hablé con Juan, de S.A., y cuando le pregunté por la nueva censura que han sufrido Madrid, me dijo que es tienen todas las sentencias a favor, ¡todas! ¡Y aún así sigue pasando! (lee la entrevista a Juan aquí)

M. ¡Sí! ¡Y yo tengo copias de las sentencias! Pero sigue pasando. ¿Por qué? Porque no hubo una rectificación pública. Uno de los periodistas que más se mojó en aquella campaña fue Luis del Olmo. Y cuando por presión popular, a Luis del Olmo se le dijo que todo aquello era mentira, y que los jueces habían absuelto a SOZIEDAD ALKOHOLIKA, se limitó a decir que se alegraba y que lo sentía mucho. Pero así. No tardó ni 30 segundos en dar una explicación. Entrevista al grupo, por ejemplo. ¡Procura reponer el daño que has hecho!

P. ¿Para cuándo piensas retomarlo?

M. Me ha dicho Pere, el editor de Quarentena, que hay una Feria del Libro Vasco todos los años entre noviembre y diciembre, y que hay los libros sobre problemas vascos funcionan muy bien. Me gustaría sacarlo para esas fechas, a finales de este año.

En este momento hay que trabajar el doble para ganar la mitad. Pero tengo suerte de trabajar no en lo que me gusta, sino en lo que me fascina

P. Bueno, con un programa de radio de dos horas los martes y jueves, prepararlos, tu tarea de editor en La Heavy, escribir biografías… ¿Te queda tiempo para ir al cine o a ver al Atlético de Madrid algún día?

M. (se ríe) ¡Al Aleti voy de vez en cuando, eso sí! Es que ahora hay que trabajar mucho. EN este momento, Tomás, no nos queda otra. Te digo una cosa: con todo esto que hago, tengo serias dificultades para llegar a final de mes. Porque la cosa está muy mal, se vende muy poco de todo. Como le digo a mis compañeros, estamos en un momento en el que hay que trabajar el doble para ganar la mitad. Es lo que toca. También hay una ventaja: afortunadamente, yo trabajo no sólo en lo que me gusta, sino en lo que me fascina. Si yo tuviera que trabajar en otra cosa que no estuviera relacionada con la música, dedicaría mi tiempo libre a escribir libros y a escribir artículos, con lo cual no es un trabajo que me sea costoso, me gusta hacerlo. ¿Lleva mucho tiempo hacerlo? Sí, es verdad. Pero, bueno, es lo que toca. Organizándolo, se tiene tiempo para todo. Lo que no puedes hacer es irte de conciertos, luego irte de copas, levantarte a las 3, no currar ese día… Si te marcas una cierta autodisciplina y te organizas bien, se pueden hacer muchas cosas. Por lo menos mi experiencia es que las estoy pudiendo hacer.

P. ¡El mito del rockero que se pega el día de farra se viene abajo!

M. ¡Hombre! ¡Son épocas! ¡Yo he tenido esas épocas también! Yo antes salía mucho, pero por salir. Ahora igual salgo un día o dos al mes, pero el día que salgo igual quemo Madrid. ¡Y me lo planifico también! Me digo “Este fin de semana va a ser de farra”, y me mentalizo: el lunes volvemos a la normalidad, pero de la noche del viernes al domingo por la mañana, ¡buah!

P. De todos los libros que has escrito, ¿destacarías alguno? Por tenerle más cariño o pensar que es el mejor. O eres como los músicos y siempre piensas que el último.

M. No, tengo muy claro cuál es el libro que más satisfecho y más orgulloso me siento. Es el de Los Rolling Stones en España. Por muchas cosas. Primero porque yo soy, ya ves, y veo que como tú, stoniano de corazón. Es mi grupo favorito con gran diferencia. Entonces, por poder haber explicado la historia de los ROLLING STONES en España ya me siento un privilegiado. Podía haber habido mil periodistas con mucha más experiencia que yo, Jordi Tardá o Jordi Serra Fabra, por ejemplo, así que es algo de lo que me siento muy orgulloso. Luego porque, sinceramente, creo que Quarentena ha hecho un trabajo excelente con ese libro. La maquetación es magnífica, todo el material se trató con mucho cuidado, las fotos, la colocación… todo. Muchos fotógrafos han querido participar desinteresadamente en ese libro, sólo por participar, cosa que les agradeceré siempre (Xavier Mercader, Domingo J. Casas, Juan Luis Vela…).

rolling_stonesY hay una anécdota muy curiosa. Entrevistar a los STONES para hacer este libro era muy difícil. Conozco ese mundo y sería ” a ver qué quieren, a ver qué día pueden…”, pero a quien sí puedo entrevistar es a la persona que más cerca ha estado de ellos en España que es Gay Mercader. Entonces le llamé y le explique la idea, y de entrada me dijo que no. Pero yo creo que me entendió mal, porque me contestó que lo que he vivido con los Stones me han ofrecido muchas veces contarlo y nunca lo he hecho por amistad con ellos, y nunca lo voy a hacer. Ya sé que es muy goloso, pero no. Y yo le dije que el asunto no es que tú me cuentes cuántas rayas de coca se ha metido Keith en un camerino, o a cuántas tías se ha follado Jagger en un sola noche. Se trata de que me digas, a través de tu experiencia como promotor, las dificultades que has tenido, anécdotas confesables… Y dijo que no sabía, que ya me llamaría. Yo ya no contaba con él, claro, pero me llamó a las dos semanas, y dijo: Hagamos una cosa. Quedar conmigo es complicado, porque yo vivo en una masía, odio bajar a la ciudad… Si tienes un teléfono fijo, vete preguntándome cosas por teléfono. Y vamos viendo. ¡Ah! Y según como vea las preguntas, veo si seguimos o no, ¿eh? Si empezamos con mariposas amarillas y tal, lo cortamos. La primera vez quedamos de 4 a 5 de la tarde, y empezamos  hablar, yo le iba preguntando, y poco se fue animando, se fue animando, se fue saltando de un tema a otro, por aquí, por allá, y acabamos a las 7 y media de la tarde. ¡Y tengo en total en cintas de casete como 18 horas de conversaciones con Gay Mercader sobre los STONES! Al final, él se entusiasmó con el proyecto, y me mandó entradas y pases de prensa inéditos, pases de backstage, pases al bar privado de los STONES en gira, fotografías de él con los STONES… El libro lógicamente se lo dediqué a él, le mandé uno y de verdad que me sentí orgulloso cuando me escribió para decirme Oye, es el mejor libro que se ha escrito sobre los Stones. Enhorabuena, has hecho un trabajo sensacional. Que a mí me dijese eso Gay Mercader, para mí ya vale por todo lo demás.

“Los Rolling Stones en España” es el libro del que más satisfecho y orgulloso me siento

P. Bueno, creo que no es casualidad que estés hoy en Barcelona. Creo que tienes un rollo especial con la ciudad. Se nota cuando hablas de ella, creo que hasta manejas bien el catalán…

M. Sí, yo la considero en gran medida como mi segunda casa. Es una ciudad con la que tengo una vinculación personal y laboral de hace muchos años. Cuando Heavy Rock se hacía en MC Ediciones, yo venía mucho aquí para trabajar los cierres con ellos, y a raíz de eso fui conociendo la ciudad, haciendo muchos amigos… también he tenido vinculación sentimental, he tenido parejas de aquí, y al cabo de los años te vas sintiendo cómodo. Hay una cosa que me molesta mucho del mito este del catalán fuera de Cataluña. Yo lo digo siempre, de esos amigos de verdad que cuentas con los dedos de una mano, tres de ellos, son catalanes. De los que tengo las llaves de sus casas, para ir cuando quiera, sin avisar. O sea es al revés, yo creo que es un pueblo que, igual he tenido mucha suerte, pero toda la generosidad que han tenido conmigo que me ha cautivado. Y como ciudad, Barcelona para mí tiene muchos atractivos. Mi editorial, Quarentena, que es con la que más trabajo y apoyo tengo, y la que más me está potenciando, es de aquí. Entonces todo un poco me trae aquí.

P. ¿Y por qué les cuesta tanto a los grupos de Madrid triunfar aquí? Creo que sólo lo han conseguido BARÓN ROJO y MÄGO DE OZ…

M. Bueno, y OBUS. OBUS siempre ha tenido mucho tirón en Barcelona. De hecho yo les acompañé hace poco a su último concierto en Salamandra, ¡y la sala, llena! No sé en otro tipo de música, pero por lo menos en Heavy, Barcelona no ha tenido ningún problema con los grupos de Madrid, no se le ha etiquetado a nadie como el grupo de Madrid, o español. Cosa que no se ha dado a la recíproca. Muchos grupos catalanes no han tenido éxito ni repercusión en Madrid, como TIGRES. Creo que son otras cosas. En Cataluña venían a tocar IRON MAIDEN, HELLOWEEN o JUDAS PRIEST, y se llenaba, era una ciudad fuerte. Pero, sin embargo, no de músicos, no de grupos. Aquí ha tirado más el Jazz Rock, el Rock Catalá… y en el rollo del Heavy ha habido menos cantera propia. Entonces por eso quizás los grupos no han llegado tan lejos.

P. Bueno, pues lo dejamos aquí, Mariano, muchas gracias por tu tiempo, ¡que ya te hemos quitado bastante!

M. ¡Para nada! ¡A vosotros!

Entrevista: Tomás Catalán (@t_catalan)
Fotos: Mariano Muniesa
Ilustración: Andrés Miguel

Para saber más sobre el autor:

También te puede interesar:

2 Respuestas a “Entrevista a Mariano Muniesa, autor de la biografía de Barón Rojo: “Carlos y Armando de Castro han roto relaciones conmigo”

  1. Pingback: Entrevista a Mariano Muniesa, autor de la biografía de Barón Rojo (Parte 1): “Armando y Carlos de Castro han roto relaciones conmigo” | El Lado Oscuro de la Luna

  2. Pingback: Entrevista a Mariano Muniesa (Parte 2): “Al escribir las memorias de Txus, hay cosas que un hombre casado no puede contar” | El Lado Oscuro de la Luna

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s